jueves, 29 de junio de 2017

Escenas Míticas: Piratas - Black Sails




   Es la primera vez que voy a incluir una serie en esta sección. Este espacio está habitualmente reservado para películas. La excepción corresponde a que esta serie es uno de los mejores exponentes de historia de piratas en muchos años, ejerciendo como variante a lo anteriormente propuesto e incluso superando ampliamente a muchas películas de este subgénero.



video

   Sin embargo, sorpresivamente no es una serie demasiado famosa. No ha gozado de la popularidad de otras producciones televisivas, ni si quiera en comparación con algunas de ese mismo corte, digamos “histórico”, como, por ejemplo, “Vikingos”, aun superándola con mucha facilidad. No ha gozado de la promoción de “Juego de tronos” o “Spartacus” (también de Starz).


video

   Tampoco ha contado para la entrega de premios, a pesar de contar con las alabanzas de la mayor parte de la crítica profesional y en redes sociales. En mi opinión, se encuentra un escalón por debajo de “Juego de tronos”, pero solo uno, lo cual ya es decir bastante.


video

   La propuesta de “Black sails” está muy alejada de la visión romántica de los piratas cinematográficos, especialmente, “Piratas del Caribe”. “Black sails” se sitúa en un marco histórico realista, en las Antillas de 1715. No obstante, la historia es totalmente ficticia. Pero exenta de elementos fantásticos y de comedia.


video

   Aunque si hay algo de reconstrucción histórica real. El contexto de la época está muy dignamente recreado, y la situación de la piratería en dicho periodo también. Se trata de la precuela de la novela juvenil “La isla del tesoro”, de Robert Louise Stevenson, desarrollándose la acción unos veinte años antes de los sucesos del libro.


video


   Es por ello que, entre los personajes, se mezclan figuras reales, como los piratas Charles Vane, Jack Rackman, Barbanegra, Anne Bonny, Benjamin Hornigold, Ned Low, y el ex -corsario metido a gobernador Wooders Rogers. Los que pertenecen a la ficción de la novela son el Capitán Flint, Billy Bones y John Silver, el largo. Incluso hay uno que aparece en el libro y además existió en la realidad, Israel Hands.


video

   Los integrantes del reparto son más bien desconocidos para el gran público, pero hacen un excelente trabajo todos. El que más puede sonar es Toby Stephens, actor mayormente de televisión pero que apareció como villano en una de las entregas de James Bond, “Muere otro día” y protagonizó un duelo de esgrima contra Pierce Brosnan. Últimamente se le ha podido ver en “The machine” y “13 horas, los soldados secretos de Bengasi”.  Le acompañan Luke Arnold (Silver), Toby Schmidtz (Rackman), Hanna New (Eleannor Guthrie), Jessica Parker Kennedy (Max), Clara Paget (Bonny), Tom Hooper (Bones), Zack McGowan (Vane), Ray Stevenson (Teach- Barbanegra). Todos ellos a un gran nivel. Mientras los creadores neófitos son Jon Steinberg y Robert Levine. Y entre los directores se encuentra Neil Mashall (The descent).


video


   La serie lo tiene todo, apoyado en un guión mucho más trabajado de lo que cabía esperar, repleto de giros e idas y venidas, un desarrollo profundo de los personajes, tremendamente carismáticos, ni buenos ni malos (característica que también comparten con los de “Juego de tronos”) de unos piratas duros y muy agresivos, pero humanizados. El grado de violencia es muy alto y las batallas navales muy espectaculares, muchas veces superando a las del cine. Y una BSO genial. 
   Han sido 38 capítulos repartidos en cuatro excelentes temporadas.

martes, 27 de junio de 2017

Los Libros de Zoe: Hannibal



   AUTOR: Thomas Harris (Jackson, Tennessee, Estados Unidos. 1940). Género: Suspense y terror. Publicación: 1999. Tercera parte de la saga de Hannibal Lecter, de cuya segunda parte “El silencio de los corderos” fue galardonado con diversos galardones. Por “Hannibal” fue nominado al premio Bram Stoker.
   SINOPSIS: Han pasado siete años desde que Hannibal Lecter escapara durante la investigación del asesino en serie Buffalo Bill. Se encuentra retirado en Florencia. Pero la persecución a la que es sometido por parte de una de sus antiguas víctimas, que consiguió sobrevivir y que quiere vengarse de él, Mason Verger; y la caída de la carrera de Clarice Starling, le hacen salir a la luz.
   PERSONAJES: Hannibal Lecter; psicópata asesino que se comía a sus víctimas, lo cual le valió el apelativo de “el caníbal”, muy inteligente y cultivado, ejercía como psquiátra. Clarice Starling; agente del FBI que se hizo famosa por atrapar a Buffalo Bill, con la ayuda de las entrevistas que tuvo con Hannibal Lecter. Mason Verger; único superviviente de los diversos crímenes de Lecter, quien le dejó completamente desfigurado. Verger utiliza su cuantioso dinero para buscarle y vengarse de él. Paul Krendler; fiscal general adjunto del Departamento de Justicia, mantiene un constante enfrentamiento con Starling. Jack Crawford; descubridor y protector de Clarice desde que era estudiante de Ciencias del Comportamiento.
   LO MEJOR: El epílogo de “El silencio de los corderos” pedía a gritos, y también preparaba, una secuela. Y dado que el incremento del protagonismo del personaje estrella había ido en aumento desde “El dragón rojo” (casi nada), pasando por “El silencio de los corderos” (vital), tocaba elaborar una historia más centrada en Hannibal Lecter. Sin embargo, no recibió pocas críticas esta novela, y es que el hueso que le tocaba roer era sumamente duro pues su predecesora es prácticamente una obra maestra del género, y la comparación iba a ser inevitable. Un servidor, al concluir su lectura, advertía tantas luces como sombras en el resultado final. Comencemos por las primeras. Thomas Harris hace gala de su prosa sencilla y a la vez dinámica que, a pesar de que el argumento es más denso y enrevesado, hilaba con una ágil narrativa de cuantiosos diálogos y numerosos saltos de unos personajes a otros. Muestra a una Clarice Starling mucho más madura, pero atormentada y hasta amargada ante la caída libre a la que asistía de su carrera y de su vida. Ahonda aún más, y de que manera, en esa dicotomía de atracción-admiración entre ella y Hannibal Lecter. En relación a éste, aporta algunos apuntes al pasado y posible origen de su perturbadora naturaleza, lo cual encontré de lo más interesante del libro. Éste está dividido en varias partes, dos de ellas claramente diferenciadas por los lugares en los que se desarrolla la acción; Estados Unidos e Italia, concretamente una Florencia que ejerce como un personaje más en la que el psiquiatra caníbal encaja especialmente por su clasicismo, erudición y cultura.
   LO PEOR: La gran división que se produjo entre el público se debe, sin duda, a la conclusión final. No es para menos. Es cierto, que desde cierto punto de vista tiene su lógica y es una clara y muy valiente evolución de la relación de los dos protagonistas. Pero se me antoja un giro demasiado abrupto, incoherente, sobre todo, con el personaje de Starling. Además, la novela es la más descriptiva en cuanto a los tramos violentos y sangrientos, e incluso, más frecuentemente de lo deseable, algunos capítulos resultan grotescos, lo cual no había ocurrido en sus dos anteriores entregas.
   CITAS: “Una vez me dijo que, si podía, prefería comerse a la gente grosera”. “He estado pensando seriamente . . . comerme a su mujer”. “Tripas dentro o tripas fuera”. “Si tuvieras la oportunidad, me privarías de la vida”. “Matar también debe hacer sentir bien a Dios, él lo hace todo el tiempo”. “Si no puede seguir la conversación, cállese”. "Ninguna bestia es tan salvaje como el hombre cuando tiene el poder para expresar su ira"."La tendencia a ver a los demás menos humanos es universal".
   CONCLUSIÓN: Aún así, la considero de obligada lectura tanto para los seguidores del personaje de Hannibal Lecter como para los de Thomas Harris, pues es fiel a su estilo personal. El final hay que verlo de forma abierta considerándolo como una alternativa atrevida y osada que a mí personalmente me parece admirable. Fue adaptada al cine por Ridley Scott, con Anthony Hopkins, Julianne Moore, Ray Liotta y Gary Oldman en el reparto. De hecho, los cuatro libros escritos por Harris acerca del personaje han sido llevados a la gran pantalla con variados resultados. Por cierto, solo tiene una novela al margen de la saga de Hannibal Lecter, “Domingo negro”, que también fue adaptada al cine con Bruce Dern de protagonista.

    Nuestra crítica literaria se ha visto obligada a ausentarse temporalmente y me ha tocado la difícil tarea de sustituirla mientras tanto. Así que sed comprensivos. Esperamos su pronta vuelta.



domingo, 25 de junio de 2017

La cura del bienestar



   FICHA TÉCNICA

Película: La cura del bienestar
Dirección: Gore Verbinski.
País: Estados Unidos.
Año: 2017.
Duración: 146 min.
Género: Thriller, intriga
Interpretación: Dane DeHaan, Jason Isaacs, Mia Goth, Susanne Wuest, Celia Imrie, Lisa Banes, Adrian Schiller, Ivo Nandi, Natalia Bobrich, Johannes Krisch, Jason Babinsky, Judith Hoersch, Jeff Burrell, Eric Todd, Godehard Giese, Craig Wroe
Guión: Justin Haythe, Gore Verbinski.
Producción: David Crockett, Gore Verbinski.
Música: Benjamin Wallfisch.
Fotografía: Bojan Bazelli.
Distribuidora: 20th Century Fox.

   CRÍTICA

   SINOPSIS: Un joven y prometedor ejecutivo de una gran empresa, le es encomendada la tarea de ir a buscar a uno de los máximos accionistas de la compañía a un misterioso balneario en los Alpes suizos. Pronto se dará cuenta que el lugar esconde muchos secretos.
   LO MEJOR: Cuesta tanto encontrar películas que no les importe tomarse su tiempo para desarrollar su trama y sus personajes sin las habituales prisas del cine actual que apenas da para esbozar brevemente las ideas del argumento y se entregan sin resistencia a un frenesí de escenas cada cual más impactante que la anterior, que ha sido un gusto deleitar un film que, si bien no me parece ninguna maravilla, si se niega a pasar por la dictadura de los cánones comerciales oficiales. Gore Verbinski se siente como pez en el agua, como ya hiciera en “The ring”, en la labor de evocación de imágenes tremendamente potentes a la vez que sugerentes e implícitas remarcando el tono onírico casi omnipresente en la mayor parte del metraje. Para ello se vale de una puesta en escena acertadísima con una atmósfera malsana y fría subrayada por una excelente fotografía. Verbinski hace también gala de su capacidad para mezclar géneros (terror, intriga, fantástico) en un guión que juega a mantener al espectador entre la duda de lo real y lo irreal, entre la locura, la conspiración y lo fantástico, sin llegar a quitarse la máscara hasta prácticamente el final, manteniendo el interés y, sobre todo, la curiosidad durante tres cuartas partes del film.
   Interpretación: Cuidado con este actor. Dane Dehaan, a pesar de su juventud, es capaz de soportar el protagonismo como todo un veterano. De hecho, recuerda a Leonardo DiCaprio en “Shutter island” pero con un reverso más tenebroso. Su compañera femenina, Mia Goth, bien podría decir que es hija de Shelley Duvall, porque no habría quien no se lo creyera. No es así, pero su mezcla de fragilidad e inocencia, a la vez que su físico, bien lo recuerda. Por su parte, Jason Isaacs está como siempre, solvente y efectivo.
   Escena (spoiler): Bueno, el espectacular accidente solo es la excusa para introducirnos en el oscuro balneario lleno de situaciones oníricas, incluso con el ciervo causante de él, como parte de la entrada en los nublosos baños de vapor donde se llega a una habitación que no tiene salida, pero tampoco entrada. Durante la escapada se produce un hecho, el baile, simbólico como el despertar sexual de la chica, que se culmina con la menstruación en la piscina ante el ataque de las anguilas. Animales que ya producen una situación asfixiante con el protagonista en el tanque de agua. Luego, tras conocerse la naturaleza del agua, en la “filtración” vemos a éste como si hubiera sido vencido. Ese hubiera sido un buen final. En lugar de ello, continua con un baile sectario, un incendio que rememora el pasado y el descubrimiento de la verdad tras una cuasi-violación.
   LO PEOR: El director se encuentra tan a gusto que se recrea en exceso y se le va claramente la mano en la duración de la película, sobrándole muy fácilmente veinte o treinta minutos. Justo esos de una parte final fallida por la exasperación de un desenlace multi clímax totalmente innecesario. Y puede resultar muy enrevesada la trama a los amantes de los masticado.
   CITAS: “Tenemos una enfermedad dentro. Solo cuando sabemos que nos aqueja, podemos aspirar a encontrar su cura”. “Está claro que ha perdido el juicio”. “Es nuestro paciente, no nuestro prisionero”. “Nadie se va nunca”. “Imagíneselo como una depuración de la mente, así como del cuerpo”. “Hay una oscuridad tremenda aquí. “- Forma parte de la cura. – No hay ninguna cura”.
   REFERENCIAS: Hay todo un catálogo de influencias, guiños y referencias. Yendo desde “Misery” (pierna), con sutiles alusiones a “El resplandor” (Overlook) o “La invasión de los ultra cuerpos” (vainas) o “Drácula de Bram stoker” (castillo/Harker). Pero la más evidente es, sin dudar, “Shutter island”.
   CONCLUSIÓN: 7. Misteriosa, intrigante y onírica, repleta de múltiples influencias en su mezcla de géneros.


video

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...