martes, 22 de octubre de 2019

Escenas Miticas: Joker - Escuadrón suicida




   Una de las más masacradas películas, antes incluso de su estreno, por parte de la crítica profesional, de los últimos años. Similar a lo acontecido con otros títulos como “Batman vs Superman, el amanecer de la justicia”, “La gran muralla”, “ Ghost in the shell”, entre otras. Lo que pronosticaba uno de los mayores desastres de taquilla de la última década, teniendo en cuenta el importante desembolso para llevarla a cabo, de 175 millones de dólares, nada menos.



   Pero los apocalípticos vaticinios no se cumplieron porque el público hizo caso omiso a los “especialistas” del periodismo cinematográfico y la película consiguió recaudar 745 millones en todo el mundo, es decir, casi cuatro veces lo invertido. Tanto es así que la secuela ya está en marcha, a manos de James Gunn (“Guardianes de la galaxia”) y para la cual se ha confirmado recientemente el reparto con la ausencia precisamente de Jared Leto en él.



   Porque aquí llegamos a una de las críticas más repetidas por los “haters” de la película, qué concentraron sus ataques particularmente la interpretación de Leto cómo Joker. Lo que contrasta con el grito en el cielo que han puesto una legión de fans al enterarse de su no participación en la nueva película. Y es que Jared Leto sufrió un considerable maltrato de su personaje, en parte, culpa de terceros responsables.



   Lo primero por presentar la película a bombo y platillo como si el Joker fuera uno de los personajes principales, cuando en realidad solo era secundario. Para colmo los minutos que permanecían pantalla fueron severamente recortados, provocando la ira del actor, que se había tomado muy a pecho el papel, incluso se decía que se había obsesionado con él, apareciendo ya vestido y maquillado como Joker y no dejando que se le viera de otra forma que esa. Además de hacer regalos sorpresa a los otros integrantes del reparto, sobre todo a Margot Robbie, de dudosa gracia.



   Para colmo, Leto tenía un listón bastante alto que saltar, que era el Joker de Heath Ledger, el cual posibilitó que le otorgaran en el Oscar póstumo por su soberbia interpretación. En mi opinión, la comparación es injusta, porque en “El Caballero oscuro”, Ledger ejercía de villano principal, muy protagonista, y Leto a duras penas sobrepasa el cameo. Por cierto que la primera opción para el papel era Ryan Gosling.



   Sin embargo, la que sorpresivamente fue la verdadera protagonista es Harley Quinn, es decir, la novia del Joker, en la piel de una Margot Robbie en estado de gracia, que roba literalmente todas las escenas en las que aparece. Robbie abandonó el papel en “Ghost in the shell” que ya había aceptado y que finalmente recayó en Scarlett Johansson. Su actuación como Harley Quinn no solo aseguró su concurso en la secuela, para la que se la consideraba imprescindible, sino que se empezó a pensar en una película en solitario “Birds of prey” para 2020.



   Aparte de Jared Leto y Margot Robbie, en el reparto les acompañaba Will Smith (sustituyendo a Tom Hardy), Jai Courtney, Cara Delavigne, Joel Kinnaman, Jay Hernández, David Harbour (“Stranger things”) y Scott Eastwood. Contaron con los cameos de Ezra Miller y Ben Affleck, que se convirtió en el primer actor en ejercer como Batman para distintos directores distintos. Ah y Viola Davis, por supuesto.



   Algunas curiosidades. Se especuló que el Joker de Leto podría ser un anterior Robin al que otro Joker hubiera desfigurado y dado por muerto, lo cual explicaría la pérdida de algunos dientes y su manera de hablar. Por otro lado, la indumentaria de Harley Quinn no es la originaria de los cómics, qué es un mono ajustado de arlequín. Pero si se llega a ver en la película cuando saca sus cosas de un maletín, al igual que una característica maza. Pero Harley luce unos mini shorts a los que sacaron gran partido con gran cantidad de planos del culo de Margot Robbie, lo que supuso ser censurados en algunos paísesmás conservadores.



   David Ayer (“Vidas al límite”, “Dueños de la calle”, “Corazones de acero”) escribió el guion a partir del cómic de John Ostrander y declaró que su intención era realizar una versión alternativa a la idea de Los Vengadores y la Liga de la Justicia, con grandes dosis de diversión y gamberrismo.



   Existe una versión extendida con unos doce minutos más, casi todos del Joker. Por cierto, ganó el Oscar al mejor maquillaje. Jared Leto se convirtió precisamente en el tercer actor con Oscar (aunque conseguido por "Dallas Buyers Club") en interpretar al Joker. ¿Lo conseguirá Joaquin Phoenix también, como hizo Ledger?



domingo, 20 de octubre de 2019

Rambo, última sangre



   FICHA TÉCNICA

Título: Rambo, última sangre.
Dirección: Adrian Grunberg
País: Estados Unidos.
Año: 2019.
Duración: 100 min.
Género: Thriller, acción.
Interpretación: Sylvester Stallone, Adriana Barraza, Yvette Monreal, Paz Vega, Sergio Peris-Mencheta, Óscar Jaenada, Marco de la O, Rick Zingale, Louis Mandylor, Jessica Madsen, Nick Wittman, Sheila Shah, Díana Bermudez, Atanas Srebrev, Aaron Cohen, Manuel Uriza, Owen Davis, Dimitri Thivaios, Genie Kim, Ricky del Castillo, Joaquín Cosío.
Guion: Matthew Cirulnick, Sylvester Stallone (Historia: Dan Gordon, Sylvester Stallone. Personaje: David Morrell).
Producción: Kevin King, Les Weldon.
Música: Brian Tyler.
Fotografía: Brendan Galvin.
Distribuidora: Lionsgate

   CRÍTICA

   SINOPSIS: Rambo vive en paz en su rancho familiar. Pero, durante un viaje, su ahijada es raptada por un cartel mexicano. Así que se ve obligado a ir a buscarla y enfrentarse con todo aquel que se interponga en su camino. Para ello deberá volver a recurrir a la violencia.
   LO MEJOR: Voy a comenzar contestando a las críticas a la película en cuanto a que no se reconocía al genuino Rambo. Que no es el mismo. Pues no, por supuesto que no lo es, como iba a serlo. Lo primero porque es demasiado mayor para eso. Hay que considerar la evolución del personaje, los años pasados tanto fuera como dentro de la pantalla y juzgarlo en el contexto actualizado correspondiente. Rambo esta ya en la tercera edad, Stallone tiene 73 años, y es una persona diferente, más reflexiva y consecuente con lo vivido años atas, buscando una vida tranquila y redimiendo, en la medida que puede, sus pecados de guerra. Aun así, seguimos viendo a un Rambo torturado por sus recuerdos y afectado por secuelas (vive en túneles que hacen alusión a los vietnamitas). Y nuevamente se ve avezado a una situación violenta. Para ello, en un guion más elaborado de los acostumbrado en las otras secuelas, se hace una reinvención del personaje en forma de justiciero más propio de la década de los ochenta. No obstante, es cierto que es una película para incondicionales de la saga. De hecho, hay numerosos guiños a otras entregas, especialmente a “Acorralado”, intentando cerrar el círculo, con la acción de nuevo trasladada a lo Estados Unidos, con un Rambo preparando trampas como hizo en aquella, y con una evidente pista en sus títulos, “First Blood” – “Last blood”. Eso sí, sigue más la línea de la cuarta parte en cuanto al uso más que sobrado de la violencia y las muertes sangrientas, incluso gore.
   Interpretación: Es uno de sus personajes míticos y nadie lo va a conocer mejor que el propio Sylvester Stallone. No obstante, en esta quinta película parece que toma algo prestado de su otro personaje mítico que también marcó su carrera, incluso más que éste, el de Rocky. En cuanto a los demás, hay una importante presencia españpla en el reparto, aunque sea para ejercer de mexicanos. Oscar Jaenada y Sergio Peris-Mancheta son los villanos. Y Paz Vega la aliada, que cada vez la vemos más al otro lado del charco.
   Escena (spoiler): Comienza con una escena bastante espectacular desde el punto de vista estético, con una enorme riada que simboliza el intento de redención de Rambo. La muerte de su “sobrina” es sorprendente, pero cuadra con lo que le viene ocurriendo durante toda la saga, y es que mueren todos sus seres queridos o a los que haya tomado un mínimo de cariño. Ya en la 2 muere su “rollete” en Vietnam, en la 3 el niño de Afganistán, etc... La escena del martillo en el prostíbulo en México recuerda bastante a “Oldboy”. Lo de la media hora final es apoteósico. Un festival de sangre y violencia, con muertes más cercanas a sagas como “Viernes 13” o “La matanza de Texas”, con un componente gore del que ya pudimos ser testigos en la anterior entrega. Y me ha emocionado especialmente el montaje de imágenes icónicas de todas sus películas de la saga, casi ya en los créditos finales, a modo de clara despedida del personaje. Aunque me ha faltado un homenaje al Coronel Trautman.
   LO PEOR: Es con diferencia la que menos acción tiene de toda la saga. Prácticamente no hay ningún atisbo del género bélico. Y se hace esperar mucho, casi diría que demasiado. Eso sí, cuando por fin se da, es literalmente brutal. Y me vuelve a sobrar la puñetera voz en off, al igual que me pasaba en la cuarta. No necesito que me expliquen tanto, ya lo sé interpretar yo solito.
   CITAS: “He vivido rodeado de muerte. He visto morir a las personas que amaba. Unas murieron rápido con una bala, de otras no quedó nada para enterrar”. “Todos estos años he acallado mis secretos, pero ha llegado el momento de enfrentarme a mi pasado”. “Si vienen a buscarme, desearán la muerte”. “Quiero venganza. Quiero que sepan que la muerte se acerca”.
   REFERENCIAS: Sin duda, a la película a la que dedica más homenajes, sin parecerse a ella, es a “Acorralado”. Aunque continua con el nivel de violencia explícita de “Rambo, vuelta al infierno”. Y, aunque, pueda resultar gracioso, es una especie de “Solo es casa” absolutamente brutal. Y ahí lo dejo.
   CONCLUSIÓN: 6’5. Por supuesto que no es el mismo Rambo, el tiempo no pasa en balde. Por eso, le han reinventado en clave de justiciero ochentero como despedida de uno de los dos personajes míticos de Stallone.



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...