domingo, 4 de septiembre de 2016

High rise



   FICHA TÉCNICA

Película: High-rise.
Dirección: Ben Wheatley.
País: Reino Unido.
Año: 2015.
Duración: 119 min.
Género: Ciencia-ficción, drama.
Interpretación: Tom Hiddleston, Jeremy Irons, Sienna Miller, Luke Evans, Elisabeth Moss, James Purefoy.
Guión: Amy Jump; basado en la novela “High-rise” (Rascacielos), de J.G. Ballard.
Producción: Jeremy Thomas.
Música: Clint Mansell.
Fotografía: Laurie Rose.
Distribuidora: StudioCanal.

   CRÍTICA

   SINOPSIS: Un reconocido médico se muda a un ostensoso rascacielos llamado Torre Elysium. La vida en su interior parece estar a parte del resto del mundo, siguiendo un orden, en teoría, “ideal”. Pero la armonía no va a durar demasiado.
   LO MEJOR: A aquellos que busquen en una  película, y me parece totalmente respetable, el único objetivo del entretenimiento, no lo encontrarán aquí. No está concebido este film para ejercer de simple pasatiempo sino para reflexionar sobre la naturaleza del ser humano sometido a las reglas injustas o no, de una sociedad. Basándose en una novela de J.G.Ballard de los setenta, donde descubría un, por aquel entonces, futuro distópico que, hoy en día es toda una realidad y, por lo tanto, se puede decir que se adelantó varias décadas en el tiempo. A través de un rascacielos de 40 plantas, usado a modo de experimento sociológico, recordemos que no se muestra ningún exterior fuera del recinto del edificio y que ésto resalta la sensación del lugar como único mundo conocido por sus habitantes, se muestra como una compleja alegoría sobre el enfrentamiento, más que la lucha, entre las clases sociales. Un conflicto generado por la distribución de los recursos, más concretamente  de la energía. ¿A alguien le suena esto? Lo produce una transformación tanto física como psicológica tanto del edificio como de sus habitantes que se nos transmite en función de una brutal degradación de los valores morales, representados en continuas orgias de sexo y/o violencia. Un ambiente  en el que domina la ley del más fuerte, en el que sus personajes se convierten prácticamente en psicópatas y cuya narración exige de una atención absoluta en las múltiples metáforas contra el capitalismo y el consumismo.
   Interpretación: Tom Hiddlelton es un buen actor. Su rol reside en ejercer de puente entre los ricos y los modestos, los de los pisos de arriba y los de los pisos de abajo. Atención al detalle de que aún cuando va con la cara pintada cual William Wallace, no se separa ni un momento de su corbata. A Luke Evans siempre le he visto como un actor sobrio que, si bien me parece correcto, tampoco destaca demasiado. Sin embargo, aquí está absolutamente desatado y su personaje es clave en la historia. Jeremy Irons tiene un papel similar al de Ed Harris en “Rompenieves”, es decir, el director de todo el complejo, el arquitecto tanto del edificio como del entramado social que lo habita. Otros secundarios interesantes son James Purefoy, Elisabeth Moss, y las dos Siennas,  Miller y Guillory.
   Escena (spoiler): Como vengo diciendo la  cantidad de simbologías en muy alta y eso se representa en muchas escenas como es la primera fiesta en la que Luke Evans golpea a uno de los de arriba o cuando viola a Sienna Miller como alegoría de quien toma por la fuerza lo que le es negado por su clase social.  Como cuando se apropian de la piscina. En contraposición con la fiesta de los ricos en la cual van disfrazadas de aristócratas dieciochescos. La pugna por la pintura de Tom Hiddelston en un supermercado, en el que  solo importa la marca, donde dicha pintura supone para él sus colores de guerra.  El asesinato de Jeremy Irons a cargo de Luke Evans, rey y súbdito, y el apuñalamiento masivo de éste por todas las mujeres a lo Julio Cesar.
    LO PEOR: Tengo muy claro que el defender  esta película no me convertirá en el más popular. No creo que el film satisfaga a más del 20% de aquellos que la vean y de los que no les guste, la mitad ni la terminarán. El montaje, especialmente en la segunda hora es un auténtico caos, probablemente intencionado, repleto de elipsis en la crónica de los hechos y recargada de conceptos metafóricos.
   CITAS:”He concentrado toda mi energía en esta torre. Soy su comadrona”. “No es que me faltara elementos que introducir, es que he metido demasiados”. “- ¿Cómo es la buena vida? – Propensa a la obsesión, al narcisismo y a los cortes de luz”. “Creo que deberíamos prepararnos para afrontar una moderada resistencia”. “Quienes representan un auténtico peligro son los autosuficientes como tú”.
   REFERENCIAS: Adopta la novela homónima de J. G. Ballard del cual se han llevado al cine otras dos, “Crash” y “El imperio del sol”. Cinematográficamente tiene muchos matices de estilo a medio camino entre Terry Gilliam en “Brazil” y  el Stanley Kubrick de “Eyes wide shut”.
   CONCLUSIÓN: 7’5. Compleja alegoría del extremo enfrentamiento de las clases sociales.


video

1 comentario:

  1. Magnifico articulo sobre la pelicula, y ademas, valiente y sincero. Hay que decir lo que uno piensa, aunque no guste a todo el mundo. En mi caso, ha despertado el interes. Uno de estos dias la vere :)

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...