domingo, 20 de diciembre de 2015

The guest



FICHA TÉCNICA

Película: The guest.
Dirección: Adam Wingard.
País: USA.
Año: 2014.
Duración: 99 min. 
Género: Thriller.
Interpretación: Dan Stevens (David), Maika Monroe (Anna), Leland Orser (Spencer), Sheila Kelley (Laura), Brendan Meyer (Luke), Lance Reddick.  
Guión: Simon Barrett.
Producción: Keith Calder y Jessica Calder.
Música: Steve Moore.
Fotografía: Robby Baumgartner.
Distribuidora: A Contracorriente Films.

   CRÍTICA

   SINOPSIS: La familia de un soldado combatiente en Afganistán llora su muerte. David se presenta en su casa para darles el pésame y les dice que era compañero y amigo de su hijo. Tras invitarle a pasar unos días descubrirán que no les ha contado todo.
   LO MEJOR: Teniendo en cuanta su anterior trabajo “Tú eres el siguiente”,  tenía curiosidad por conocer la película de Adam Wingard. Y es que tiene ese toque de atrevimiento gamberro. Un film que sorprende por su engaño. Por ser dos películas en una, pero perfectamente enlazadas. En un principio es una especie de homenaje al cine de los tipos duros de las películas de los ochenta.  Esos que ayudaban a las familias que los necesitaban, en plan “Equipo A”, esos personajes que no sabemos quienes son, ni de donde han salido, pero que por alguna razón, nos caen bien. Pero Wingard, guarda un as en la manga, una serie de giros que pondrán todo “patas arriba”. Aun así, el desarrollo no es nada complejo, sencillo pero muy cuidadoso y sin descubrir que encierra realmente la película. No enseña todas sus cartas desde el inicio. No hay que perder detalle de la conjunción de una violencia más cuantiosa de lo esperable, todo ello acompañado de música disco típica ochentena.
   Interpretación: No tenía muchas referencias de este actor, pero lo cierto es que Dan Stevens, se come la cámara con patatas. Seduce y empatiza con el espectador a marchas forzadas, seas hombre o mujer. Por un lado es amable, atento, simpático y callado, pero también duro e implacable. Además de demostrar una astucia por encima de la media. Maika Monroe ejerce de la “final girl” de turno y de libro, puesto que también se pretende homenajear ese rol de personaje típico de los “slashers”, la típica “scream queen”. Para muestra, el uniforme que viste en el desenlace es descaradísimo y no deja lugar a dudas.
   Escena (spoiler): Digamos que la pelea en el bar con los “amigotes” del chaval, sería una de las situaciones más previsibles, aunque como termina no es nada corriente. Menos predecible es cuando se carga a los dos adolescentes que le venden armas. Algo que ya nos proporciona la pista de que nada es lo que parece, como confirma su charla con el director del instituto. Y termina de rematarnos, con el sorprendente asesinato, pero mucho, de los padres. Y como no podía ser de otra manera, el enfrentamiento final donde se celebra el baile, con los dos hermanos, tras la escalada hiperviolenta de muertes a cargo de David (Stevens).
   LO PEOR: Sobretodo, en su primer tercio puede parecer algo ya visto en infinidad de ocasiones, aunque posiblemente del cine de hace décadas. Si no se tiene paciencia, se corre el peligro de perderse el festival de después. Y supongo que el argumento puede parecer carente de sentido en algunos tramos y ser acusado de tramposo.
   CITAS: “Soy un soldado, me gustan las armas”. “Estoy aquí para ayudar”. “Soy un amigo de la familia”. “Si te pegan, ve a sus casas por la noche y quema sus casas con sus familias dentro”.
   REFERENCIAS: Como ya he comentado el cine de acción de los ochenta, en relación a esos tipos duros y justicieros. En algunos matices me ha recordado a ”De repente, un extraño”, “Mujer blanca soltera busca”, etc… todo con un puntito de “Drive”.
   CONCLUSIÓN: 7’5. Original y sorprendente mezcla de homenaje al cine de justicieros y el slasher de los ochenta.


video

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...