jueves, 9 de octubre de 2014

Mindscape




   FICHA TÉCNICA

Película: Mindscape.  
Dirección: Jorge Dorado.
Países: USA, España y Francia.
Año: 2013.
Duración: 100 min. 
Género: Thriller.
Interpretación: Mark Strong (John Washington), Taissa Farmiga (Anna Greene), Brian Cox (Sebastian), Alberto Ammann (Tom Ortega), Saskia Reeves (Michelle), Richard Dillane (Robert), Indira Varma (Judith), Noah Taylor (Peter Lundgren).
Guión: Guy Holmes; basado en un argumento de Guy Holmes y Martha Holmes.
Producción: Jaume Collet-Serra, Peter Safran, Mercedes Gamero y Juan Solá.
Música: Lucas Vidal.
Fotografía: Óscar Faura.
Montaje: Jaime Valdueza.
Diseño de producción: Alain Bainée.
Vestuario: Clara Bilbao.
Distribuidora: Warner Bros. Pictures.

   CRÍTICA

   SINOPSIS: Un experto investigador mental, con la capacidad para entrar en los recuerdos de los demás, acepta el caso de una adolescente. Durante sus sesiones se bate entre la duda de si es una chica víctima de un trauma o bien una psicópata calculadora.
   LO MEJOR: Tampoco es que albergara demasiadas expectativas. Quizá por eso la película me haya dado buena impresión. Mantiene un interés bastante constante. La trama está bien planteada y siempre llevada ordenadamente. Con ese buen pulso, se permite tener algunos buenos golpes de efecto que evitan que se caiga en la monotonía. Y es que tiene unos buenos giros que no resultan estridentes y que tienen buena lógica con el argumento y no metidas con calzador como en otros títulos similares. Todo englobado en una lograda atmósfera.
   Interpretación: Estamos acostumbrados a verle en un rol bastante secundario, a menudo, como villano, Sin embargo, Mark Strong es un actor de esos que siempre cumplen, y aquí hace lo mismo, a pesar de llevar todo el protagonismo. Protagonismo que comparte con Taissa Farmiga (si, es familia de Vera Farmiga, de hecho, es su hermana menor). La chica intriga cuando debe intrigar, desconcierta cuando debe desconcertar y hasta intimida también cuando debe.
   Escena (spoiler): Desde luego, el prólogo en el que vemos algo así como el comienzo de “Scream” pero que luego vamos dándonos cuenta que es algo muy distinto. Los giros más importantes, como cuando la culpabilidad apunta al personaje de Brian Cox. O cuando descubre Strong que le han colado las fotos de chicas desnudas y que la historia de Farmiga es pura ficción. Y claro, la trampa final, junto al descubrimiento que toda la película es una incursión en su memoria por parte de otro colega.
   LO PEOR: La trama está bien construida pero está plagada de tópicos que, muchas veces, hacen que los giros, aunque acertados, llegan a ser previsibles. Aunque más que previsibles es que dan la sensación de “esto ya lo he visto antes”. Además, la dirección es un tanto plana. Tanto se esfuerza el director en hacer las cosas de forma correcta que no se sale mucho del guión y no le da su propio estilo.
   CITAS: “Si alguna vez me ves particularmente atractiva en un sueño, quizá me lo esté inventando”. “No soy una psicópata pero puedo pensar como ellos”.
   REFERENCIAS: Tiene retazos muy sesgados de “Origen” en su tendencia onírica pero comparte muchos más nexos con las intromisiones en la mente de la gente que hacía Jennifer López en “La celda”, mucho menos barrocas, claro.
   CONCLUSIÓN: 7. Bien resuelta, con una trama interesante, aunque plana en estilo.



1 comentario:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...